El Inlandsis de Groenlandia


HIELO EN LUGAR DE TIERRA
Más del 80 % de Groenlandia se halla cubierta por el "Inlandsis", un inmenso casquete de hielo cuyo espesor supe­ra en algunos puntos los 2.000 metros.
Si esa capa desapareciese, Groenlandia ofrecería el aspecto de una gran cuenca.
De esta gigantesca costra helada emergen unas cuantas cumbres montañosas, de las cua­les algunas superan los 3.000 metros de altura.
La superficie del In­landsis no es continua, sino que está atravesa­da por hondas resque­brajaduras, por las que corren en verano impe­tuosos cursos de agua. De este escudo de hielo continental, pues tal es el significado geográfi­co de su nombre escan­dinavo, bajan numero­sos glaciares cuyas ca­beceras llegan al mar.
De esta gigantesca costra helada emergen unas cuantas cumbres montañosas, de las cua­les algunas superan los 3.000 metros de altura.
La superficie del In­landsis no es continua, sino que está atravesa­da por hondas resque­brajaduras, por las que corren en verano impe­tuosos cursos de agua. De este escudo de hielo continental, pues tal es el significado geográfi­co de su nombre escan­dinavo, bajan numero­sos glaciares cuyas ca­beceras llegan al mar.


FIORDOS CARACTERÍSTICOS

Las costas de Groenlandia son muy accidentadas y forman numerosos fiordos.
La mayor parte de los mismos está flanqueada por grandes despeñaderos montañosos, que sobrepasan en algunos puntos los mil metros de altura y bajan a plomo al mar. Debido a estos altos paredones, los fiordos de Groenlandia presentan un aspecto particularmente im­ponente. A menudo desembocan en ellos las lenguas de enormes glaciares. Sobre las costas se encuentran fajas de tierras libres de hielo; las más amplias se hallan sobre la costa sudoeste.
En algunos puntos estas zonas tienen más de 200 kiló­metros de anchura.


ANIMALES CARACTERÍSTICOS DE GROENLANDIA

Muy pocos son los animales que pueden vivir en una región tan fría. Su fauna es la propia de las zonas po­lares : el reno, el buey almizclado, el zorro ártico, el lobo polar, la foca y el oso blanco. Los dos últimos son caza­dos por los isleños, que viven exclusivamente de los productos de la caza y de la pesca. Exportan cueros, pieles y conservas de pescado.